Jefe de Nuevos Energéticos del Ministerio de Energía: “Chile se pone en una misión de transformarse en una potencia mundial en hidrogeno verde”.
Max Correa conversó de todo lo relacionado a este gas renovable, además de los pasos a seguir para que Chile se convierta un país en libre de carbono.
 
En el marco de la lucha por el cambio climático y en la búsqueda de energías renovables, durante la jornada de este 3 de noviembre, el Gobierno presentó una estrategia nacional para que Chile sea líder mundial en hidrógeno verde, uno de los gases que podría lograr que el país sea carbono neutral para el año 2050.
 
Es por esto que Tu Nuevo ADN conversó con Max Correa, jefe de la división de Nuevos Energéticos del Ministerio de Energía, sobre todo lo relacionado a este gas, además de los pasos a seguir.
 
En primera instancia, Correa se refirió al anunció que se realizó en el marco del Seminario Hidrógeno Verde, de carácter internacional: “Hoy día vimos los frutos de lo que fue un trabajo muy largo, participativo, donde se puso mucho cariño y compromiso para lanzar esta estrategia nacional de hidrogeno verde”.
 
A través de este plan, “Chile se pone la misión de transformarse en una potencia mundial en hidrogeno verde. Ahora, la misión que nos estamos poniendo es básicamente aprovechar el enorme potencial que tenemos de generación eléctrica con fuentes renovables”, señaló el experto.
 
Así, Correa explicó que el hidrogeno verde se crea utilizando “electricidad renovable para preparar la molécula del agua, el H2O, el H y el O y quedarnos con ese H. Con ese gas para poder usarlo para distintas aplicaciones y para descarbonizar nuestra materia energética, pero también globalmente, porque esto tiene la gracia de que se puede exportar”.
 
Reemplazar los usos actuales
El hidrogeno verde fue anteriormente cuestionado por su seguridad, a lo que Correa comentó que sus peligros son igual al de cualquier otros gas, así viene “reemplazando los usos actuales de hidrogeno, que son en refinerías o en la industria química“.
 
Dentro de sus funciones, explicó que posteriormente avanzará “a los nuevos usos de transporte de carga pesada, uso de transporte de larga distancia en procesos industriales, que son muy difíciles de descarbonizar porque no puedes electrificarlo, por ejemplo como en la industria del acero, vidrio, cemento”.
 
“Y en el futuro también para construir moléculas o combustibles sintéticos incluso para la aviación, pero antes de eso también para la industria marítima. Que para que tengas una idea la industria marítima, la Organización Internacional marítima tiene metas muy ambiciosas de descarbonización” agregó Correa.
 
De esta manera, se abren “puertas a una industria muy grande para este modelo energético, que puede ser producido en Chile”, remarcó.
 
Líder en producción
El jefe de Nuevos Energéticos aseguró que Chile se podría convertir en uno de los productores más importantes a nivel mundial de este gas, a lo que comentó que “las energías renovables están penetrando cada vez con más fuerza”.
 
Así, como ministerio proyectan que “al 2030 el 70% de la matriz energética chilena va a ser renovable, porque hoy en día son cada vez más competitivas, no hay nada más barato hoy día que generar electricidad con el sol del Desierto de Atacama”
 
Pero la particularidad que tiene el país, es que “tiene la capacidad de producir 70 veces la energía que consumimos, por lo tanto tenemos un enorme potencial que no podemos aprovechar”.
 
Así, el “hidrogeno nos abre las puertas, de aprovechar este potencial transformando esta energía renovable, que podemos exportar al mundo y la ventaja es precisamente nuestra geografía”.
 
“Nadie tiene mejor radiación solar que el Desierto de Atacama Y lo vientos del sur y el extremo sur, en Magallanes son también de los mejores del mundo“, concluyó Correa en relación a la producción.
 
Un paso a paso renovable
Al finalizar, Max Correa se refirió a los pasos a seguir para que Chile se convierta en libre de carbono, “nosotros nos pusimos metas muy ambiciosas, pero también realistas, cumplibles si nos pones a trabajar ahora y bien”.
 
Por lo que, las principales metas son, “de aquí a 2025 tener 5 gigawatts de electrolizadores funcionando, es equivale a duplicar la capacidad de generación renovable que hoy día tenemos en el país, tenemos también hacia el 2040 formarnos en el top 3 de los exportadores de hidrogeno verde“.
 
Además de “tener 25 gigawatts de producción de hidrogeno también al 2030 y esto esta asociado con los próximos 20 años crear 100 mil puestos de empleo“.
 
De esta manera, explicó que para lograr estas metas, tiene un “plan concreto de 10 acciones”, donde el foco está en que sea una “política de Estado y no de Gobierno”.
 
Así, Correa aseguró que Chile se puede descarbonizar para 2050, lo que “es plenamente lograble. Lo importante es ponernos a trabajar de forma seria, de forma coordinada”.